10 consejos para que puedas preparar platos más sanos. El primer paso para preparar platos más saludables es que contengan más frutas y vegetales, y porciones más pequeñas de proteínas y granos. Ajusta las porciones de tu plato, de manera que obtengas suficiente de los nutrientes que necesitas, pero sin demasiadas calorías. Recuerda acompañar tus comidas con lácteos, ya sea como bebidas o agregándolos al plato. Siempre lácteos descremados o con bajo contenido de grasa.

  1. Has que la mitad de tu plato sean frutas y vegetales: Éstos alimentos contienen muchos nutrientes que ayudan a promover la salud. Colorea tu alimentación, elige frutas y vegetales de colores variados.
  2. Agrega proteínas magras: Elije alimentos con proteínas como carne magra de res, cerdo, pollo o pavo; frijoles o tofú. Dos veces a la semana come pescados o mariscos como fuente de proteínas.
  3. Incluye granos integrales: Intenta que al menos la mitad de los granos que consumes, sean integrales. Los granos integrales tienen más nutrientes que los refinados. Busca productos cuya etiqueta diga “100% granos integrales” o “100% trigo integral”.
  4. Recuerda los productos lácteos: Acompaña tus comidas con un vaso de leche descremada, que contiene la misma cantidad de calcio y otros nutrientes que la leche entera, pero con menos grasas y calorías. Si no tomas leche, prueba con leche de soja o un yogur descremado.
  5. Evita la grasa adicional: El uso de salsas o aderezos espesos agrega calorías y grasas a comidas que de otra manera serían más sanas. Prueba otras opciones de aderezos, como por ejemplo queso rallado bajo en grasa o jugo de limón.
  6. Come con calma: Saborea la comida. Come tranquilo, disfruta de de las texturas, sabores y aromas de la comida, presta atención a las sensaciones que te producen. Ten presente que comer rápido puede favorecer el comer demasiado.
  7. Usa un plato más pequeño: Te será muy útil para controlar el tamaño de las porciones. Así puedes limpiar el plato y sentirte satisfecho, sin comer demasiado.
  8. Controla tus alimentos: Intenta comer más a menudo en casa, así sabes exactamente qué es lo que preparas para comer. Si sales a comer elige opciones más sanas como platos al horno en lugar de fritos.
  9. Prueba nuevos alimentos: Mantén el interés en tus comidas, al innovar con alimentos que tal vez nunca has probado. Intercambia recetas o busca nuevas en la web. ¡Tal vez descubras tu nuevo plato preferido!
  10. Satisface tu gusto por lo dulce de manera sana: Toma un postra naturalmente dulce: frutas!. Sírvelas como ensalada, acompañando un postre o yogur.
Si deseas ver el informe original y en versión imprimible visita Preparar platos sanos
Comentarios